Cásate, pero con alguien que…

Quizá hoy hace un año él le propuso matrimonio, quizá no, pero ella recordó lo que sí dijo después y que tendría que pasar para que ella se pudiera casar.

Cásate con el hombre que te haga el té al despertar, pero también te deje consentirlo al dormir.

Con el que el baño todas las mañanas sea una delicia y no una rutina.

Con el que las noches sean un mundo de caricias, besos y abrazos y no, un límite que no te deje cruzar.

Con el que su espacio sea el espacio de ambos.

Con el que no le importe cuánta ropa tienes, sino qué bien te ves con ella.

Con el que te de un beso de despedida sin que se convierta en tradición.

Con el que correr sea parte de la vida de ambos y no algo que sólo uno quiera.

Con el que patinar sea algo mágico y no que dé pie a gritos y problemas.

Con el que sepa qué hacer cuando te enfermas y no sólo te de medicinas.

Con el que te quiera comprar con tiempo de calidad y no con detalles, lujos y viajes caros, pues sino está el tiempo no se disfrutará y dará igual.

Con el que te apoye, no con quien te resuelva todo sin que hagas nada.

Con el que respete tu sueño, porque sabes que respetará todo de ti.

Con quien te escriba a diario poesía y no sólo en una fecha importante.

Con quien mantenga tu casa con olor a flores, aunque no las veas.

Con quien no pelee contigo, sino acuerde y resuelva.

Con quien te haga el amor de la forma que nadie te la ha hecho.

Con quien te haga volar, pero no te suelte la mano.

Con quien compartir un momento especial no sólo sea tuyo, sea de ambos.

Con quien te de tu espacio, sepa delimitar el de ambos y compartirlo juntos cuando sea necesario.

Con alguien que no te cambie por otra prioridad porque para él eres su prioridad.

Con quien no necesite tomar medicina para estar bien porque para estar bien sólo falta que estén ambos juntos siempre.

Con el que aprendas de la vida, la disfrutes y puedas crear una nueva.

Con ese hombre que quiera caminar junto a ti, hacer locuras, viajar por el mundo y al terminar todo eso quiera volver a empezar de nuevo sin dejarte de ver a los ojos y sonreír como tú lo haces.

Cásate con él, pero si no lo encuentras “nada es para tanto”, ella no ha muerto y ya dejó de buscarlo hace tiempo.

 

 

 

Anuncios

Acerca de Dalila Andriano

Periodista, deportista, clinomaniaca y ahora toda una #SeñoraDeLaCasa.
Esta entrada fue publicada en Amor y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Cásate, pero con alguien que…

  1. Que inspirador! Sobretodo para las que andamos levantandonos el ánimo solas!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s