El odio terminó

Todo fue inesperado, ella lo vio pasar, dudó que fuera él, se acercó, era él.

Lucía diferente, desalineado, no olía tan rico como antes.Lo saludó, a él no le emocionó, pero aún así dejó que le hablara.

¿Tú, en el Metro? Uno que ella no conocía, pero lucía normal lleno de gente por la noche.

Se saludaron, él le contó que le iba mal, hasta su ropa lo decía, había dejado los trajes sexys y los había cambiado por los que usaba cuando ella lo conoció.

Sintió algo, no sabe qué, nunca quiso que le fuera mal, nunca pensó verlo así, nunca pensó que la sonrisa se le pudiera ir.

Se dijeron adiós, ella no lo pensó y siguió sus instintos… corrió a abrazarlo y desearle lo mejor.

Le dio un abrazo y en él sabe que se perdonó y lo perdonó.

Esta vez no sintió aberración al tocarlo. Esta vez le daba su cariño porque amor ya no hay, esta vez lo relevó de su odio.

Este encuentro en el subconsciente le confirmó que el odio terminó. 

Ahora le manda ese abrazo esperando que este bien y sea feliz porque sabe que conscientemente esto no ocurrirá. 

Anuncios

Acerca de Dalila Andriano

Periodista, deportista, clinomaniaca y ahora toda una #SeñoraDeLaCasa.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s