O lo odias o lo amas

“O lo odias o lo amas, esto no es cierto, puedes sentir muchas otras cosas por alguien”, eso le dijeron. Ella se confundió.

Toda la vida lo había odiado, o sentía lo más parecido a eso y también había creído que no podía mediar entre polos opuestos, pero todo cambió.

Ella recibió una noticia inesperada, él estaba enfermo. ¡Claro! Cualquier persona padece gripe u otra cosa, algunos pasan por el hospital y quizás hasta los operan.

¡No! Esto era grave.

Al enterarse bien de la situación, trató de fingir. Uff, esto sí que lo sabía hacer. Aparentó que nada pasaba, pero en el fondo quería contarlo, pues quería ver su reacción.

¡Zas! La reacción llegó, lágrimas que no sabía de dónde venían. No podía explicar ni ella misma qué sentía.

Trató de digerirlo, ahora sí “qué sientes”, le preguntaron.

“Siento enojo, odio, a veces hasta lo maldije, pero siento horrible que este pasando por eso y este solo, nadie lo merece”, ella sacó todo sin pensar.

Él le explicó que no está mal sentir empatía, cariño y al mismo tiempo odio, es normal, que se preocupe cuando no sienta nada, pues la indiferencia significa que esa persona desapareció de su vida para siempre.

Ella lo entendió. Él nunca desapareció.

Anuncios

Acerca de Dalila Andriano

Periodista, deportista, clinomaniaca y ahora toda una #SeñoraDeLaCasa.
Esta entrada fue publicada en Amor y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s